Ganadería y pandemias

Desde que la pandemia de la COVID-19 se extendió por todo el mundo, e incluso antes de eso, diferentes estudios han señalado la relación existente entre la ganadería intensiva y las epidemias. En este caso, la teoría más aceptada sobre el origen de este virus es que pasó al ser humano a través de un animal (zoonosis), posiblemente un murciélago o un pangolín, habituales en mercados húmedos chinos donde se comercializan, es decir, el origen de la pandemia es, casi con seguridad, la explotación animal. Después de eso, ha habido importantes focos de esta enfermedad en mataderos o granjas de visones, y otro virus, el de la gripe aviar, ha vuelto a ser noticia en las últimas semanas por su presencia en granjas de diferentes ciudades españolas, lo que ha llevado al asesinato de miles de aves (aunque los telediarios hablarán únicamente de las pérdidas económicas de los ganaderos y no de la pérdida de esas miles de vidas que habrían muerto, de igual manera, en un matadero más adelante).

Teniendo todo eso presente, ni los medios de comunicación ni la población general relaciona las pandemias con nuestro consumo de productos de origen animal. Tal vez pretendemos que la medicina nos aporte vacunas y tratamientos porque nos parece más cómodo que excluir de nuestra alimentación la carne, el pescado, los lácteos, los huevos o la miel; o que dejar de comprar prendas de piel. O tal vez las diferentes industrias que explotan animales son tan fuertes que ni siquiera una pandemia global es capaz de pararlas.

Sin embargo, dejar de consumir productos de origen animal ayudaría, en gran parte, a evitar futuras pandemias. También ayudaría dejar de usar la naturaleza a nuestro antojo, dejar de talar bosques y dejar de intervenir en el equilibrio natural de las especies. La caza, por ejemplo, es una de esas prácticas que provocan un desequilibrio que, a la larga, puede afectarnos negativamente.

La COVID-19 es el ejemplo más actual de enfermedad que ha pasado de animales a humanos a causa de nuestra actividad y de nuestra acción sobre el resto de especies, pero aún hay quienes se niegan a aceptar que el consumo de alimentos de origen animal no solo mata a los propios animales, sino que también nos mata a nosotros, a través de enfermedades cardiovasculares y pandemias como esta. Pero ¿cómo puede suceder esta relación? Es sencillo: la ganadería necesita tierras para cultivar cereales que van destinados a alimentar a animales como vacas, ovejas, cerdos, conejos o pollos, para lo cual se deforestan bosques y las especies salvajes, junto con sus patógenos, se ven obligadas a desplazarse, lo que produce un acercamiento con estos animales, y a su vez, con los virus que incuban. Un acercamiento entre humanos y especies silvestres, al igual que sucede con el origen más probable de la COVID-19.

Por otra parte, las granjas industriales se caracterizan por el hacinamiento y la falta de higiene, el escenario perfecto para la transmisión de enfermedades contagiosas. Como los ganaderos saben esto, lo que se hace es dar a los animales antibióticos y medicamentos para evitar dicha situación, lo que provoca que los humanos que comen su carne acaben creando resistencia a medicinas que podrían serles útiles pero que, de esa manera, quedan sin efecto.

Si te interesa saber más sobre este tema, te recomiendo que visites la web de Million Dollar Vegan, que al comienzo de la pandemia, creó la campaña «Quitemos las pandemias del menú». En esta página, además, puedes encontrar otras lecturas de interés sobre la relación entre la ganadería y las enfermedades contagiosas. También hay estudios fácilmente localizables en la red, como el de Philip Lymbery, titulado «Cómo la ganadería industrial propicia pandemias», o el de Ole Alvseike y Tore Skeidsvoll Tollersrud, titulado «Pandemias y ganadería». Otro artículo interesante es el de Luís Ferreirim en la web de Greenpeace.

La ciencia ya nos ha aportado los datos. Solo nos queda sacar conclusiones y actuar al respecto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: